Agradeciendo al Creador

Cada mañana que con vida despiertas junto a tu familia debes agradecerlo, pues millones está mañana no despertaron. No todos agradecemos el respirar, vivir las alegrías y sinsabores que hacen la vida entretenida.

Entre los que no agradecen están los que se creen que vivirán eternamente. ¡Somos MORTALES! Olvidar esto te vuelve intolerante, abusador, irrespetuoso, vivir estresado y este conjunto te acerca más rápidamente a la muerte.

Claro en la vida los malos y tristes momentos, los éxitos y los fracasos, los elogios y las críticas, los triunfos y las derrotas se dan. Y sabiendo que las rosas tienen espinas entonces ¿cuál es la clave para que tu vida se exitosa?

El no darte por vencido, el aprender de los fracasos, de los errores, de la crítica, el entender que los seres humanos no tienen la misma capacidad, en ser r, en saber cuándo callar, hablar con pocas palabras, estar consiente de que no todo el que parece escuchar escucha y que la interpretación de lo escrito variará. Y no olvides que puedes morir antes de leer el párrafo siguiente.

Debes conocer quiénes son los intolerantes, los sábelo todo, los fanáticos, los iletrados y con ellos debes ser paciente y tratarlos según sus cualidades.

Setenta años me otorgan un poco de experiencia, vida en la que he pasado por muchas de estas etapas, la mayoría superables usando sentido común y atendiendo consejos.

Ahora su servidor tiene nuevos motivos para celebrar respecto al oficio de escritor el que inicia en 1987, recién finalizando las guerras promovidas por el odio entre hermanos.

Cae el muro de Berlín, la Cortina de Hierro y la posibilidad de que surja la paz se da. Pero resulta vana la esperanza el terrorismo conduce a la muerte de más de 70000 héroes. Vivimos la destrucción del país, el retroceso productivo, la separación de la familia y luego se turnan en el poder gobiernos corruptos que nos conducen a más miseria. Resistimos, buscamos alternativas, no somos derrotados pero el poder es usurpado y la inconformidad aumenta.

En esta época 2003 retomo la pluma y trato de encontrar respuesta a lo que sucede, me tildan de traidor, comunista y buscan silenciarme sin éxito. Había decidido dedicarme a revelar la verdad que la prensa oculta permitiendo que una minoría explote a la nación.

Revelar la verdad no es fácil pues ganas enemistades, razón por la que la mayoría calla cobardemente volviéndose cómplices de corruptos quiénes se enriquecen de robar.

Finalizando esa etapa iniciar el oficio de escritor no fue fácil pues no estudié para ello, aprendí que la crítica fue mi maestra, cometía y aún cometo errores, pero aprendo de ellos. Además, aprendes que escribir un libro no te hace escritor. Que si no escribes es por que no estás convencido de que eres escritor, las musas no tienen vela en este entierro y que debes escribir varios libros para considerarte escritor.

Aprendí que era caro imprimir un libro, que hay pocas librerías y pocos lectores y que hoy nadie vive del oficio en El Salvador.

Que te conozcan como escritor es importante para vender libros, materia diferente a la de ser escritor, que la envidia y la frustración existen entre los miembros del oficio, pero todo esto es superable en la vida. Por su puesto hay quiénes te dan la mano, consejo, crítica y aprendes que debes formar un equipo de trabajo, pues tú solo fracasarás.

Debes aprender que son redes sociales, que es SEO, de páginas WEB, crearte una imagen una marca, saber de nichos de mercado, edición y mucho más y tú solo deseabas escribir.

Pero este aprendizaje, la investigación y el trabajo trae satisfacciones, en mi caso esta labor hizo que una editorial se fijará en mi trabajo, me solicitaron escoger una obra y se las enviará para evaluarla.

Me atreví y les envié mi última obra REVOLUCIÓN MUNDIAL (El pueblo decide) y el consejo editorial aprobó publicarla y ya firmé contrato. Otro peldaño alcanzado.

Ahora esperemos que los lectores conviertan la obra en un éxito de ventas, que la editorial gane con mi obra y me soliciten más obras para publicar.

Por el momento doy gracias al Creador por este último logro y sé que los siguientes se cumplirán cuando Él lo disponga.