fbpx

La historia que no viviste – 2da. Entrega

La historia
Dictaduras miltares, guerra terrorista, gobiernos oligarcas. independencia

Escrito dedicado en especial a personas menores de 40 años.

Pues bien, su servidor cuando se da el golpe de estado cuenta con 19 años.

Mi niñez estuvo influenciada por la radio, las películas, los fines de semana y la vida en familia era una grata costumbre.

A los seis años conocí la televisión en blanco y negro dos o tres canales, noticas al medio día y en la noche. Los periódicos llegaban a casa por la mañana, leía los cómicos Trucutú, El fantasma, Tarzán, El Príncipe Valiente, Archie, Periquita, entre otros.

Escuchaba a mi padre relatar que la gente abandonaba Cuba pues eran despojados de sus propiedades y pasaban hacer del gobierno a donde todos debían concurrir para la siembra y recolección de cosechas.

Noticia como esta se reproducen en nuestros medios de prensa, llegan a través de las agencias internacionales de noticias, pues no tenemos corresponsales en otros países. En Santa Ana se reciben los periódicos El Diario de Hoy y la Prensa Gráfica y el Diario de Occidente se publica localmente, también se transmiten noticias internacionales en el cine, la radio y por supuesto las noticias recibidas son el pasado, además de que estás antes de llegarnos se habían filtrado.

Por supuesto, que en esa época las diferencias sociales existían, pero la relación era armoniosa entre personas de la ciudad y el campo existía el respeto y eran armoniosas.

Con el paso de los años los medios de difusión crecen expande su cobertura, la población tiene más información, pero a la vez se acentúan campañas de propaganda en contra del comunismo, el socialismo, el abuso de poder, restricciones a las libertades políticas, fraude electoral, injusticia social, etc.

Esto conduce a la consolidación de la alianza entre las familias más ricas del país, los militares e intereses de la potencia del norte que era contraria a los gobiernos reformistas de Osorio y Lemus.

Los militares intuyen que, de llegar a los comunistas al poder, ellos dejarían de gobernar, los terratenientes perderían sus propiedades fuente poder, ingreso y esto pondría fin a sus privilegios y sistema de vida.

Los dueños de los medios de comunicación se suman a la alianza, argumentando estar a favor de la libertad prensa, inexistente en un régimen comunista y son favorecidos la compra de espacio las grandes empresas y además reciben el monopolio del papel en el entendido de mantener en reserva actividades que dañen la imagen del gobierno militar. Es por esta razón que la información reproducida por ellos carece de imparcialidad, no condenan los abusos de los regímenes militares y venden además publicidad para campañas políticas, sus ingresos provienen de la dictadura oligárquica el sector que gobierna. La libertad de prensa deja de existir.

A esto debemos sumar la directriz internacional de no invertir en educación, es más barato y fácil lavar la mente de las personas incultas que de personas con educación. Se manejo entonces la frase: “Si les enseñas a leer, ¿Quién cortará la caña?

Esa alianza, política, militar, empresarial resulta produciendo en el mediano plazo una caótica situación nacional a la que al malestar generado se suma el negativo efecto de los cárteles de la droga, y la violencia terrorista, que cobra vidas de policías y aterroriza a ciudadanos sin necesidad de declarar una guerra formal, la sociedad vive el deterior y la zozobra constante.

Para lograr esto ha sido imprescindible, revelar medias verdades para confundir a la masa permitiendo tomar ventaja del engañado para gobernarlo.

Y quizá se alcanzaron acuerdos o convenios y esa sea la razón por la que, en libros escritos por los militares y miembros de las fuerzas revolucionarias, ocultan la verdad y no aportan nada a la unidad de nuestra nación. Quizá haya quiénes desconocen la verdad de los hechos, pero la mayoría me atrevo a pensar lo hacen a propósito para ocultar posiciones sin defensa sirviendo a intereses oscuros.

Debes saber diferenciar entre leyendas, creación de una mente e historia el relato de sucesos históricos.